Certificado Energético

Ofrecemos el servicio de Certificación Energética de Edificios Existentes:

El Consejo de Ministros ha aprobado la norma que obliga a disponer del certificado energético para poder vender o alquilar un piso:

La norma establece que a partir de 1 de junio de 2013 será obligatorio poner a disposición de los compradores o arrendadores de edificios o de parte de los mismos, para alquileres con una duración superior a cuatro meses, un certificado de eficiencia energética. Este certificado, además de la calificación energética del edificio, deberá incluir información objetiva sobre las características energéticas de los edificios, y, en el caso de edificios existentes, documento de recomendaciones para la mejora de los niveles óptimos o rentables de la eficiencia energética del edificio o de una parte de este, de forma que se pueda valorar y comparar la eficiencia energética de los edificios, con el fin de favorecer la promoción de edificios de alta eficiencia energética y las inversiones en ahorro de energía.

energy_rating_aDesde 2007 era obligatorio para los edificios de nueva construcción. A partir de junio de 2013 será obligatorio también para los edificios existentes.

Qué mide el certificado.

Este certificado deberá evaluar la eficiencia del piso, local o edificio de forma similar a cómo se hace habitualmente con los electrodomésticos para ofrecer una escala que el consumidor ya está acostumbrado a manejar. Resumiendo su eficiencia en una etiqueta caracterizada por una letra de la A a la G.

Para qué.

El objetivo es que la eficiencia energética de los inmuebles sea un dato conocido antes de la compra o el alquiler y pueda ser evaluado por el consumidor como un condicionante más. De forma que toda mejora en la calificación energética supone un incremento de valor del inmueble. Obligando a conocer y a hacer público este dato se quiere fomentar la mejora de la eficiencia energética de los edificios.

Además de la calificación energética, el certificado deberá proponer un número suficiente de medidas recomendadas por el técnico certificador que permitieran mejorar la calificación en un nivel, si la calificación de partida fuera B o C, o dos niveles si fuera una calificación peor.

Quién lo necesita.

Los propietarios de viviendas que vayan a ser alquiladas o vendidas. El artículo 12.2 dice que “la etiqueta de eficiencia energética debe ser incluida en toda oferta, promoción y publicidad dirigida a la venta o arrendamiento del edificio”. Así que hay que obtenerla para poder anunciar su venta o alquiler.

Cómo se realiza.

  1. Recopilación de datos: Visitas al inmueble, para hacer una toma de datos del mismo, y estudio de la documentación técnica aportada (el proyecto, certificados de los sistemas de cerramiento, etc).
  2. Simulación del inmueble: Con los datos recabados y con el software y los métodos autorizados por el ministerio de industria se hace un modelo que analice el comportamiento energético del inmueble.
  3. Análisis de resultados: El objetivo es entender qué puntos necesitan una mejora y, sobre todo, qué mejoras pueden ser las más rentables.
  4. Emisión del certificado: En el que se aportan los resultados en forma de calificación energética y se proponen las mejoras, con una estimación de cuánto variaría esta calificación.

Póngase en contacto con nosotros para la obtención de su Certificado de Eficiencia Energética en la zona norte de la Comunidad de Madrid:

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: